Documentación clínica y archivo

Documentación clínica y archivo

El Servicio de Documentación Clínica se encarga de tramitar e informar al paciente sobre el acceso a su historia clínica, de acuerdo con las disposiciones legales vigentes.

Normas de acceso a la documentación clínica custodiada

  • La historia clínica tiene carácter confidencial siendo el hospital quien debe garantizar la privacidad del paciente. El Servicio de Documentación Clínica tiene la obligación de velar por la confidencialidad de la documentación que custodia.
  • Podrán acceder a la historia clínica o a parte de su contenido, las personas debidamente autorizadas que lo soliciten. Respetando la normativa vigente (Ley 14/1986 General de Sanidad, La Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales , Ley 41/2002, básica reguladora de la autonomía del paciente y de derechos y obligaciones en materia de información y documentación clínica, Ley 2/1998 Salud de Andalucía.

¿Quién puede acceder a la información?

  • Los pacientes o persona en quien deleguen, debidamente autorizada, podrán solicitar copia de los documentos de su historia clínica-
  • Requisitos:
     
  • Pacientes mayores de edad:
    • El propio paciente con el D.N.I.
    • Cualquier persona con autorización nominal firmada por el paciente (el hecho de ser familiar no autoriza por sí la entrega de documentación)
    • Abogados o compañías de seguros con autorización firmada por el paciente.
       
  • Pacientes menores de edad:
    • Padres con el Libro de Familia y D.N.I.
    • Cualquier persona con autorización por escrito de uno de los padres o tutor legal.
  • Fallecidos:
    • Parientes que lo acrediten, respetando el grado de parentesco, con Libro de Familia o D.N.I.. Se suministrará únicamente informe de epicrisis con el motivo de asistencia y causa de fallecimiento. Todo ello en aras a preservar la intimidad de la persona fallecida.

En todos los casos deberá reflejarse la autorización debidamente acreditada del paciente, con descripción nominal de quién es el receptor de dicha información, qué información puede suministrarse y cuál es la finalidad de la misma.